miércoles, 3 de junio de 2009

Ana y Mia: ¿Vale la pena morir un poco más cada día para tener el “cuerpo deseado”?


Los medios de comunicación, las top models de ahora; han causado una distorsión de la belleza.

Se ha creado un estereotipo de belleza femenina en donde se le asocia con la delgadez, con tener las curvas perfectas, etc.

Desde niñas las mujeres están expuestas a todo esto. En su camino al colegio pueden ver mil letreros en donde sale la típica chica bonita: blanca, flaca, ojos claros, pelo claro, curvas abrumadoras… Estas niñas que ven esto lo creen y lo terminan deseando y así se origina su afán por la pérdida de peso.

Este afán por perder peso puede traer graves consecuencias. Muchas mujeres son anoréxicas y bulímicas. Esto es terrible: enfermedades muy difíciles de curar. No sé si admirar a las anoréxicas y bulímicas por su fuerza de voluntad para hacerse tanto daño solo por bajar unos kilos que en serio no necesitan bajarlos. Físicamente son horribles, no sé qué se ven en ellas que se juran bonitas, si no miren la foto que colgué y díganme si es atractiva... No es que me este burlando de ellas, pero tienen el sentido de belleza muy distorsionado, realmente son bien feas.

La culpa de todo esto la tienen las revistas que muestran mujeres esqueléticas como si fueran WOW y todos lo demás como idiotas detrás de ellas. ¿Qué le están enseñando a las niñas al pasar toda esa publicidad de mujeres escuálidas? Por suerte en el Perú no es tanto, pero en otros países es abrumador.

Algunos de los métodos para adelgazar que usan las bulímicas y anoréxicas son los de la autoagresión: dietas como las del té rojo, suero, atkins, etc., y algunos medicamentos (Sibutramina, Orlistat, Fluoxetina, Diuréticos y Laxantes). Además tienen algunos “tips” como siempre tener frío para que su cuerpo queme calorías, ayunar por 28 días, comer menos de 500 calorías para que su cuerpo se acostumbre, dormir bastante, escuchar música cuando tienen hambre para “saciar al cerebro” de la ansiedad, tomar una cucharadita de vinagre o limón antes de comer, etc.

Una mujer que decide bajar de peso de esta manera merece en cierta forma ser respetada. Me parece que las anoréxicas y bulímicas tienen muchísima fuerza de voluntad, o al menos la tuvieron porque muchas de ellas no pueden dejar de serlo.
Igual no dejan de estar equivocadas, ser escuálidas no es ser bonitas, es horrible, la vez pasada tuve pesadillas con la pelirroja de arriba. La belleza está en el interior de cada persona, no en qué tanto se ven sus huesos.

4 comentarios:

  1. El vengador oscuro10:48 p. m., junio 09, 2009

    ¿Me extrañaron? Regreso recargado.
    Qué tema tan complicado el de estas mujeres que se desviven por una figura horrosa(y hombres también).
    Haré mi comentario pervertido para no perderder la chispa: ¿quién querría con una de esas escuálidas? Se rompen ja,ja.

    ResponderEliminar
  2. q horrible se ve todos sus huesitos.. que horrible eso no es una mujer es un esqueletoo... una mujer tiene que tener carne curvas... eso es lo que llama la atencion a los hombres no cuanto se vean sus huesitos.... sandra1836@hotmail.com

    ResponderEliminar
  3. hola mi nombre es carolina y soy de argentina y tengo trastornos alimenticios yo se que estoy delgada pero mis ojos no lo ven mido 1,70 y peso 50kg aun veo grasa en mi cuerpo y no puedo evitarlo, no es que nosotras querramos lastimarnos o morirnos es solo que sabemos que para ser aceptadas debemos medir 90-60-90 y no me lo discuta nadie... porque a nadie le gustan las gordas obesas... el que escribio esta columna es un falso porque no creo que si tiene que elegir entre una mujer delgada y una gorad, se quede con la gorda, no es nuestra culpa y lo sabemos pero mientras sigan con el estereotipo de belleza que han impuesto cada dia habra mas mujeres y niñas (lo mas lamentable) con ana o mia, asi que es una cuestion social la de erradicar este modelo de mujer perfecta y no perder el tiempo en decir que somos unos huesitos sin carne... porq somos personas a las cuales una sociedad enferma nos contagio de su enfermedad

    ResponderEliminar

Por favor escribir sus nombres o pseudónimos en vez de comentar como anónimos. Perufílicos se lo agradece.